Critica de Airbender


Bueno pues toca crítica a una película, que ya tiene un tiempo, pero la volvía a ver tranquilamente en casa y me apetece.

Primero, ya que has adaptado una película de una serie doblada, ¿por qué no coges a los dobladores de la serie?, la voz del niño que interpreta a Aang da mucha grima, y se nota muy forzada.

Segundo, van a adaptar una temporada de una serie a una película, con lo cual hay que recortar tiempo, es lógico, pero ya que recortas, no te inventes cosas. Como la abuela de Katara que sabe demasiadas cosas.

Tercero, no cambies cosas esenciales, los maestros de fuego pueden crear el fuego, no solo manejarlo, quitarles ese poder es cambiar ya demasiado.

Cuarto, demasiados movimientos en el manejo de los elementos, y poca fluidez en las peleas, si eres capaz de diseñar un bisonte volador que se mueve perfectamente no debería costarte mucho hacer las peleas fluidas.

Quinto, Aang es un personaje alegre, y lo ponen serio a más no poder, Soka es el chico de la carne y el sarcasmo, no lo representan bien.

Sexto, no se ve a Roku por ninguna parte, solo una estatua suya, pese a ser importante.

Séptimo, tenemos un Gyatso negro, un Zuko sin coleta, un Iroh sin coleta, un señor del fuego (que no debería aparecer en esta película) sin el pelo largo.

Conclusión, lo unico bueno que tiene esta película son Appa y Momo.

La “independencia” de Cataluña


Vuelvo a la carga con un tema que veo curioso cuanto menos.

Se pide el referendum para la independencia para Cataluña, para separarse de España, seguramente porque ven la corrupción en el ojo ajeno pero no en el propio, esto es, ahora que las cosas van mal en todas partes los políticos catalanes han aprovechado para volver a levantar los ánimos con esta propuesta.

Y es que en una época en la que todos deberíamos permanecer unidos, y permanecer atentos a los movimientos de los que se enriquecen a nuestra costa, sin embargo la mayoría de la gente se deja cegar por este tipo de cortinas de humo.

Que también recordar que toda la industria, y las infraestructuras que posee Cataluña se ha hecho con dinero de todos, mientras que a comunidades como Extremadura la condenaban a la agricultura como único recurso.